Monumento al cante.

Poveda ya es uno de los referentes del flamenco en España. Uno de esos bichos raros que está consiguiendo llenar recintos sin vulgarizar su estilo. Con un acertado giro hacia la tradición, está consiguiendo recuperar el género, demasiado contaminado de elementos más cercanos al facilón nonaino que al arte que es. Que la afición vuelva a recuperar el oído y el gusto es indispensable si queremos evitar que la industria meta sus zarpas en nuestra música más genuina y la convierta en otro producto para lanza-patadas y niñatas gritonas. Tiempo habrá para que aparezca otra Barbería, otro Morente… ahora, Poveda, o Mayte Martín, o Arcángel, son la mejor esperanza de conservar lo que hay de bueno en nuestro país. En fin, menos literatura y más vídeos. Aquí os dejo uno, y cómo no, el enlace a la crónica de Zona Musical. Considerando que de flamenco no sé nada, bueno será si no hago el ridículo.

[vimeo 13049886 w=600&h=338]