Esperando otras cosas…

… alimentaba yo todos los tópicos sobre un rockabilly melancólico y elegante que resultó todo lo cotrario, felizmente. Actitud punk, gamberra, melodías irresistibles y una caña sobre el escenario digna de envidia. Todo ello, con una batería minimalista, un contrabajo y una guitarra eléctrica… y, por supuesto, la cara más dura, la juventud más esmirriada y muchas ganas de pasarlo bien. Y si no, vean el vídeo. Y lean la crónica en Zona Musical, por supuesto.

[vimeo 9898833 w=600&h=450]

[vimeo 9906569 w=600&h=450]