Hoy es el 2 de mayo

Hoy los madrileños celebramos que nos levantamos en armas por defender a una dinastía de puteros ignorantes y contra la nación más desarrollada de Europa, los responsables de convertir en palabra de ley la democracia: Francia. Los británicos la inventaron, porque estaba en su sangre y los franceses lo pusieron en papel. Y los españoles, entonamos alegremente, a ritmo de jota castellana, el “vivan las caenas”. Estoy que me salgo del orgullo. Menos mal que nos quedan Cádiz y su Gloriosa.

 

Y menos mal que es muy difícil embutirle al pensamiento el apelativo de “único”.