Teatro de la estupidez, y ladytron

Ladytron podría irrumpir como bestias en el mundo de la cultura de masas. Son capaces de cautivar a los exquisitos e hipnotizar a la plebe con su pop fácil y oscuro. A pesar de su inquietante, vampírica indiferencia, de su distancia y su aparente planitud. Es llamativo que sus seguidores sean tan variopintos, tan vulgares, tan brillantes, tan estúpidos o tan inteligentes. Curioso que pueda valer si vienes a lucir modelo o a buscar algo de redención en su malditismo impostado. Tal vez no termine de comprender esta mezcolanza, pero a ellos me los creo. No sé si esto sigue o es el cierre de la crónica de Zona Musical, eso ya depende de tu juicio.